La Ley de Murphy establece que “si poco puede salir mal, saldrá mal” y, aunque parezca una visión tan pesimista, les han pasado cosas malas a los vestidos de novia en los días de boda. No puedes evitar que le pase cero a tu vestido de novia, y si eres una de las muchas novias desafortunadas que tienen desastres con el vestido de novia, asegúrate de poder arreglarlo.

El kit del vestido de novia

No es difícil crear un kit que arregle la mayoría de los vestidos de novia, y la mayoría de lo que necesitas probablemente quepa en un caja pequeño. Si lo planea lo suficientemente aceptablemente, incluso puede colocar suficiente espacio allí para sus damas de honor. No es necesario que sostenga el kit usted mismo, así que entrégueselo a algún que sepa qué hacer con él cuando llegue el momento.

Dona tu vestido CPR

Aquí hay una repertorio de algunos rudimentos aperos que puede colocar interiormente del kit:

Cinta adhesiva de doble cara: ¿alguna vez has conocido la felpudo roja en esas noches de premiación y te has preguntado cómo las celebridades mantienen el vestido en su sitio como si desafiara la recaída? Bueno, así es como la mayoría de los vestidos se mantienen en su sitio y cuántas actrices se salvan de la incomodidad y la vergüenza. Esta cinta además se puede usar para doblar dobladillos y bordes que puedan haberse deshilachado.

Alfileres de seguridad: no elijas los alfileres de modista porque no eres un muñeco de modista que puede soportar que te pinchen mientras haces vestidos de novia. Todavía es más probable que los imperdibles sujeten mejor cualquier cosa que deba mantenerse en su sitio.

Cristales adhesivos: son especialmente aperos para vestidos de novia que están bordados o tienen pequeñas gemas cosidas en el diseño. Todavía es bueno para cubrir pequeñas manchas.

Barras quitamanchas: obviamente para eliminar las manchas más grandes de los vestidos de novia que han tenido accidentes. Puedes encontrarlos cerca o en la sección de detergentes del supermercado.

Polvos de talco: si las manchas son demasiado difíciles para los quitamanchas, puede cubrirlas con polvos de talco si su vestido es blanco.

Un costurero pequeño, como los que encuentras en los hoteles, o improvisa uno. Todo lo que necesitas es una manecilla, hilo y unas tijeras pequeñas para cortarlo. Las tijeras además son aperos para los hilos rebeldes de los vestidos de novia.

Un poco de esfuerzo hace mucho

No es costoso hacer su propio kit de emergencia para el vestido de novia, le costará como mayor $ 20, incluso si no tiene ningún de los artículos disponibles en casa. Todavía distraerá su mente de sus preocupaciones porque sabe que si poco sale mal, puede solucionarlo.

para mazmorras

Tener una historia para compartir sobre cómo arreglaste tu vestido de novia será un delirio algún día, e incluso puedes mostrar las “cicatrices” en tu vestido para probarlo. Una cosa que debes hacer antiguamente de recoger el vestido y asegurarte de que no se arruine es lavarlo en seco antiguamente de guardarlo.

Fuente por Sarrah Beaumont

Compartir

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Acceder

Registro

Restablecer la contraseña

Por favor, introduce tu nombre de usuario o dirección de correo electrónico y recibirás por correo electrónico un enlace para crear una nueva contraseña.